Ahí abajo (88-66)

1 diciembre 2019

Movistar Estudiantes viajó a Sevilla, como en la serie de TV pero con aún menos gracia, y con la clara derrota 88-66 se pone ahí abajo en la Liga Endesa, empatado con el propio Coosur Real Betis y Baxi Manresa con 3-8. Los verdiblancos se mostraron superiores al conjunto colegial, especialmente en el último cuarto. 

Ahí abajo (88-66)

Sorprendía Dzikic con el quinteto inicial de Movistar Estudiantes, donde a los habituales Pressey y Brizuela le acompañaban Dangubic, Dukan y Palacios, que suelen salir desde el banquillo. Pero el Coosur Betis se sentía más a gusto en el arranque: 12-5 mediado el primer cuarto.

Debutó el último en llegar, Toney Douglas, ya en este primer cuarto, e igual que cambió de look quitándose la chaqueta, coach Dzikic cambió el quinteto completo dando entrada a Scrubb, Vicedo, Kadji y Arteaga. Pero un parcial de 7-0 para los verdiblancos abría brecha: 21-10. El cuarto terminó 26-16, gracias a la muñeca de Scrubb.

Movistar Estudiantes supo obligar al Betis a hacer ataques largos forzados, y desde ahí, aprovechando rebotes largos, logró recortar diferencias tras tres minutos y medio, con Scrubb de nuevo como estilete: 31-25 (5-9 de parcial).

Tras tiempo muerto, los sevillanos recuperaron la iniciativa, para continuar moviéndose en la decena de puntos de ventaja. Con 37-25, era Dzikic quien frenaba el partido (4:27). Un triple de Dukan y un contraataque culminado por Kadji sirvieron para frenar el parcial verdiblanco: 40-30.

Al descanso, el resbalizado Coosur Real Betis seguía mandando por 10, haciendo buena la ventaja del primer cuarto: 44-34. 

Pressey, Scrubb, Dangubic, Kadji y Palacios empezaban la segunda parte. Intercambio de canastas, con iniciativa del Movistar Estu, para el 49-39 tras tres minutos.

Corría el tiempo, y el Betis sabía manejarlo: triple de Oliver para el +13, 54-41, mediado este tercer cuarto. Tiempo muerto. Movistar Estudiantes, gota a gota, paso a paso, intentaba volver al partido: dos seguidas de Arteaga ponían el 56-49 a falta de dos minutos. Pero, de nuevo, Coosur Betis recuperaba la ventaja: 60-49 al acabar el periodo. 

No dejaba de intentarlo Movistar Estudiantes (62-53, Pressey), pero ahí estaba un incombustible Albert Oliver que en su tercera o cuarta juventud mantenía la calma para los sevillanos. Con 69-53 y a falta de algo menos de ocho minutos, Dzikic se vio obligado a pedir tiempo muerto: no pintaba bien la cosa.

Pero ya nada podía parar a un Coosur Real Betis que se había venido arriba y aumentaba la diferencia ante un Movistar Estu impotente: 75-53 mediado el cuarto.

Lo intentó Movistar Estudiantes (0-8, 75-61) pero ya era demasiado tarde y el partido era verdiblanco sin discusión, como refleja el impepinable 88-66 final. 

. La quinta derrota consecutiva de los colegiales les mete «ahí abajo» en la Liga Endesa, empatado precisamente con el Coosur Real Betis y Baxi Manresa con balance de 3-8. 

El próximo domingo 8 de diciembre, los colegiales reciben en el WiZink Center al Casademont Zaragoza, en la que será una nueva oportunidad para reencontrarse con la victoria.


ESTADÍSTICAS